Para combatir tráfico ilegal de totoaba (Totoaba macdonaldi), México, China y Estados Unidos buscarán mecanismos para su legalización

Para combatir tráfico ilegal de totoaba (Totoaba macdonaldi), México, China y Estados Unidos buscarán mecanismos para su legalización

Ensenada, Baja California, México, 28 de agosto de 2017, México Ambiental.- Con acuerdos mínimos pero al final acuerdos, concluyó aquí una reunión trilateral entre México, la República Popular China y Estados Unidos de América para combatir el tráfico internacional de totoaba (Totoaba macdonaldi), un pez endémico del Alto Golfo de California cuya altísima demanda en China y otros mercados asiáticos lo ha puesto al borde de la extinción, lo mismo que a la vaquita marina (Phocoena sinus).

 

Los funcionarios gubernamentales y técnicos de institucionales oficiales de los tres países acordaron la determinación de intercambiar prácticas y experiencias para lograr una cooperación efectiva en la detención de ese delito y aprovechar el marco legal internacional para potenciar las investigaciones relacionadas con el tráfico y comercio de totoaba.

 

Otro aspecto fue la necesidad de incrementar la capacitación de los oficiales de aduanas que, como primeros responsables de impedir el tráfico ilegal, deben contar con las herramientas para identificar la especie.

 

Se planteó la declaración de una intención de cooperación entre las partes que podría ser formalizada a través de un memorándum de entendimiento o de algún otro instrumento específico de colaboración internacional. Y es que la pesca ilegal de esa especie es una de las causas de la extinción de la vaquita marina que, al igual que la totoaba, es endémica del Alto Golfo de California y es atrapada de manera incidental en las redes de enmalle utilizadas en esa actividad.

 

El jueves pasado,  Rafael Pacchiano Alamán, secretario de Medio Ambiente y Recursos Naturales, al dar la bienvenida a las delegaciones dijo más que convencido: “En el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto se ha realizado un esfuerzo como en ninguna otra administración en la historia de México para proteger la vaquita marina”. Pero aun así la vaquita y la totoaba están en un proceso de extinción, casi irreversible.

 

Destacó las acciones que las diferentes dependencias del Gobierno de la República han llevado a cabo de manera coordinada para evitar la pérdida de la vaquita marina, como el desarrollo de nuevas artes de pesca que puedan interactuar sin peligro con esta marsopa y adecuaciones a las leyes para poder tipificar como delito grave y relacionar con el crimen organizado la pesca de la totoaba. Bajo este marco legal ya permitió las primeras consignaciones de personas involucradas en este ilícito.

 

Acompañado por el gobernador de Baja California, Francisco Arturo Vega de Lamadrid, y por el embajador Miguel Ruiz Cabañas, subsecretario para Asuntos Multilaterales y Derechos Humanos de la Secretaría de Relaciones Exteriores, el secretario Pacchiano reconoció a las comunidades de San Felipe y Santa Clara por su acompañamiento incondicional a los esfuerzos del gobierno mexicano. Pero la realidad es otra, pues la comunidad de pescadores y algunos habitantes que viven indirectamente de la pesca, rechazan el endurecimiento de las acciones para contener la captura de totoaba.

 

El titular de la Semarnat agradeció la labor de la Armada de México de la Secretaría de Marina (SEMAR) que ha fortalecido la vigilancia en el polígono de protección de la vaquita marina y afirmó: “Tenemos en la zona más de 300 infantes de Marina, más de 15 embarcaciones, sistemas de aeronaves no tripuladas y un despliegue importante del Ejército Mexicano y de manera reciente de la Gendarmería Ambiental”.

 

Reconoció la voluntad de los gobiernos de China y los Estados Unidos en el combate de la pesca y tráfico ilegal de totoaba y pidió el fortalecimiento de las acciones de colaboración y explorar opciones para el diseño de un comercio legal de totoaba con el fin no solo de proteger la biodiversidad en el Alto Golfo de California, sino también de ofrecer a los habitantes de la zona alternativas de vida sustentables.

 

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) –que a decir de la Semarnat participación fue fundamental en la realización de este foro trinacional para funcionarios encargados de la detección, investigación, persecución y sanción del tráfico ilegal de buche de totoaba- propuso la creación de un grupo de fuerza operativa que se encargue de potenciar estas labores.

 

El gobernador Francisco Vega de la Madrid sostuvo que es de gran interés para su administración proteger la totoaba y destacó la importancia del encuentro trilateral para buscar el intercambio de estrategias, prácticas, experiencias y conocimientos en la lucha contra el tráfico y la demanda de esa especie.

 

En los dos días del encuentro asistieron representantes de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA), Comisión Nacional de Pesca (CONAPESCA), de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), y por parte del sector ambiental los titulares de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) y de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (CONANP), Guillermo Haro Vílchez y Alejandro del Mazo Maza, respectivamente.

 

Participaron José Luis Funes, representante de la autoridad administrativa de la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES) en México, funcionarios de la Procuraduría General de la República (PGR), de Interpol México y una misión de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO)

 

La delegación china estuvo encabezada por el Sr. Meng Xianlin, director general ejecutivo de la Oficina de Administración de Importación de Especies en Peligro de Extinción, y por parte de Estados Unidos participaron once funcionarios liderados por el cónsul general de Tijuana, William Ostick.