México, Estados Unidos y China acordaron “urgentemente” crear un grupo trinacional de fuerza para combate al tráfico ilegal de totoaba

México, Estados Unidos y China acordaron “urgentemente” crear un grupo trinacional de fuerza para combate al tráfico ilegal de totoaba

Ensenada, Baja California, México, 28 de agosto de 2017, México Ambiental.- Con “carácter de urgente e inmediato” ante la gravedad del fenómeno que pone en riesgo a la vaquita marina (Phocoena sinus), los gobiernos de México, Estados Unidos y China”, acordaron la creación de un grupo trinacional de fuerza operativa para potenciar las investigaciones sobre combate al tráfico ilegal de totoaba (Totoaba macdonaldi), mediante la aplicación de términos de referencia de cooperación y coordinación.

 

Ese fue el resolutivo más ambicioso tomado en la Primera Reunión Trilateral México-Estados Unidos-China para el Combate al Tráfico y Comercio Ilegal de Totoaba celebrada en Ensenada a finales de la semana pasada en Ensenada donde además se acordó realizar operaciones internacionales conjuntas contra el comercio ilegal de esa especie endémica de nuestro país catalogada en peligro de extinción por la NOM-059-SEMARNAT-2010. Los gobiernos de las tres naciones deberán colaborar activamente en el cumplimiento de los distintos acuerdos internacionales, se dijo allí.

 

También se trabajó en la formalización de la colaboración internacional, mediante la adopción de un instrumento específico de cooperación y establecer programas integrales continuos de capacitación para la identificación de las especies, rutas de tráfico y modus operandi en los tres países.

 

En el encuentro, donde participaron más de 40 funcionarios de gobierno en materia ambiental, seguridad y procuración de justicia de dichas naciones, se convino desarrollar estrategias trilaterales de educación y concientización a la sociedad sobre la importancia de proteger a especies icónicas como la vaquita marina y la totoaba.

 

Las delegaciones coincidieron señalar que la lucha contra la pesca ilegal de la totoaba en la zona del Alto Golfo de California, contribuirá para mejorar la conservación y protección de otras importantes especies de vida silvestre amenazadas o en peligro de extinción que habitan dicha área.

 

Durante los trabajos se expuso que el tráfico de Totoaba se realiza a través de varias rutas, incluyendo a través de la frontera de Estados Unidos / México a Asia, por lo que es necesario aumentar la formación de los funcionarios de aduanas, toda vez que son los primeros en responder a la prevención de la trata.

 

Ahora mismo la colaboración transfronteriza  ha provocado la aprehensión de los traficantes y la confiscación de vejigas natatorias, comúnmente llamado buche de totoaba (vejiga natatoria).  Por ello, es necesaria la cooperación entre los tres países, desde la fuente de suministro, la ruta de transporte y el mercado de consumo final.

 

El gobierno chino presentó esfuerzos para enmendar sus leyes con el fin de conservar la vida silvestre y las medidas que se han adoptado para evitar el tráfico y el consumo ilegal de especies silvestres e informó que trabajan para llevar a cabo operaciones de inspección en los mercados clave, mejorar la creación de capacidad para hacer cumplir la ley y crear conciencia sobre esta especie protegida internacionalmente y su consumo ilegal, y las consecuencias para quienes pueden traficar o consumir ilegalmente dichas especies.

 

Los representantes de los Estados Unidos presentaron sus esfuerzos como “nación de tránsito” para combatir este comercio ilegal. Destacaron la cooperación entre los gobiernos de Estados Unidos y China para identificar y detener el tráfico de especies amenazadas o protegidas como la totoaba y tortugas marinas, a través de la Estrategia Estratégica de Estados Unidos y China y el Diálogo Económico.

 

México informó sobre las recientes reformas conseguidas ante el Congreso de la Unión a diversas leyes nacionales para aumentar las penas a cualquiera que pueda capturar o transportar totoaba o cualquier especie silvestre protegida.

 

Expuso el programa RCP Vaquita Marina, cuyo objetivo es la conservación ex situ de ejemplares de esta especie, mediante su captura y traslado  a unas instalaciones en la misma zona para su cría en cautividad.

 

Los representantes de estos países coincidieron en señalar que  los esfuerzos combinados son esenciales para la preservación de las especies marinas.

 

Por último se acordó compartir información sobre los marcos legales y de aplicación de la ley para entender mejor cómo se llevan a cabo en cada país las investigaciones y procesamientos, para que pueden ser apoyados de forma trilateral.